Doble crimen: asesinato e impunidad

5 782
Cartón del monero Baldo

0 0
Email this to someoneShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on LinkedInPin on Pinterest

El cobarde asesinato del periodista sinaloense Javier Valdez no es uno más entre tantos, no se debe tratar como uno más. Es un doble crimen que navega entre el asesinato y la impunidad que impera en México.

En la Constitución mexicana está garantizado el derecho a la libertad de expresión, tema atropellado en este país por la impunidad. La muerte de Javier Valdez no es una más. Es una cadena de consecuencias. Es esta coyuntura que la pregunta y la reflexión que debemos hacer los periodistas y los ciudadanos no es si este terrible hecho es uno más, sino ¿hasta cuándo?

¿Quién es el responsable de establecer o devolver el Estado de derecho a este país?  Es ese contexto que debemos pensar en que no se está matando a un periodista, se está atacando a la sociedad en su conjunto a la democracia.

Y los crímenes contra periodistas no son un tema nuevo ni de moda. Desde 1978 y a la fecha en América Latina han sido asesinados más de 1000 trabajadores de los medios de comunicación.

¿Cuál es el hilo conductor de todos estos asesinatos?… uno y sólo uno LA IMPUNIDAD.

No se explica que esto suceda por el crecimiento del crimen organizado, el crimen ha existido desde hace décadas, el problema es que no existe la más mínima señal de autoridad en México, como no hay un castigo porque no existe la intención de la autoridad de que haya castigo porque no hay leyes que operen en este territorio siguen haciendo el crimen lo que quiere.

La cruda realidad es que los periodistas y los ciudadanos para el Estado sólo somos una estadística más.

El 30 de mayo se cumple un aniversario más del asesinato de Manuel Buendía, quien en 1984 fue asesinado causando una conmoción nacional. Denunció como ahora otros periodistas corrupción de funcionarios. Buendía habló de los lazos de la extinta Dirección Federal de Seguridad y sus vínculos con los entonces capos de la droga Miguel Ángel Felix Gallardo, Ernesto Fonseco y Caro Quintero.

Hoy ser periodista en México no debe ser una sentencia de muerte, no debemos clamar Ni Uno Más, debemos exigir justicia debemos insitir al Estado ¿Hasta cuando?

Javier Valdez no debe ser el último número de la estadística debe ser la pieza clave que de certeza para el trabajo de los periodistas que de el respaldo del Estado.

EDITORIAL

 


Descarga nuestra app en cualquier dispositivo, es totalmente gratis. Sólo haz click aquí.

Artículos similares

Comments